Negocios

Una percha desplegable para optimizar el espacio de su armario

Un raíl horizontal para colgar la ropa y un sistema de extracción para acceder a ella fácilmente. La percha está diseñada para aprovechar todo el espacio vertical de tu armario, elevando la altura habitual de los raíles de colgar y liberando el espacio inferior. Gracias a sus soportes de equilibrio y a su asa de tracción, podrá bajar el riel fácilmente y sin esfuerzo siempre que lo desee. Sólo tienes que deslizar el tirador, coger el artículo que quieras y devolver el riel a su sitio. Así de sencillo.

Su estructura, fabricada en acero, es regulable: podrá adaptarla a las medidas del riel de colgar para ajustar el colgador a su espacio. Además, cuenta con un sistema de sujeción que reduce el balanceo, haciendo que sacar la ropa del armario sea mucho más fácil y seguro.

Las ventajas de la barra de colgar

La percha abatible le vendrá muy bien si su armario es muy alto y no tiene una balda en la parte superior. Al dejar la parte más alta para el riel, optimizará el resto del espacio y ganará capacidad de almacenamiento. Puedes instalar otra barra a media altura, colocar cajones organizadores, pantaloneros o cualquier otra solución que se adapte a tus necesidades.

También es una buena posibilidad disponer de un espacio específico para tus prendas más largas, y más si tu armario tiene una cajonera o un riel intermedio que no permiten colgarlas rectas. Trajes, vestidos largos o abrigos tendrán más espacio y se conservarán mejor. Además, está diseñada para soportar su peso: tiene una capacidad de hasta 12 kilos.

Cómo instalar la percha en su armario

Para instalar la percha abatible, sólo necesita un destornillador, una llave Allen y unos cuantos tornillos. Su montaje no lleva mucho tiempo y cualquiera puede hacerlo, independientemente de su experiencia en bricolaje.

Empieza por marcar la posición de las bases del sistema de equilibrado en los laterales del armario. Deben estar alineadas y separadas de la parte trasera, a una distancia que garantice que las perchas no la toquen. Fíjalas con la ayuda de los tornillos incluidos y un destornillador Phillips.

Una vez fijados, regule la anchura del carril horizontal, ajustándolo al espacio: hacerlo es tan fácil como girar las partes derecha e izquierda del cilindro en direcciones opuestas, cambiando su tamaño y girándolo de nuevo a la posición inicial. A continuación, una el raíl a los soportes de equilibrado a través de la junta y fíjelo con tornillos hexagonales y una llave Allen. Por último, coloque la manija al riel horizontal con un pequeño tornillo y fije los adornos a las bases de apoyo.

Si su armario tiene bisagras, puede instalar dos separadores laterales para evitarlas al bajar el riel. De esta forma, al bajar el colgador, no tendrá obstáculos.

También existe un accesorio para quienes necesitan, por las características de su armario, colocar las bases del sistema de balanceo en la parte posterior del mismo. Colocando un tope sobre ellas (simplemente hay que presionarlo hasta oír un clic) los raíles quedarán más separados de la parte trasera.

Elige el acabado que más te guste

Esta percha desplegable se presenta en diferentes acabados para que elijas el que mejor se adapte a tu gusto o al resto de elementos de tu armario. Hay tres opciones para elegir: acabado metálico (raíles de acero cromado y piezas de plástico pintadas en color aluminio metálico), blanco o titanio. Tú decides. Además, dale un toque más cálido con los adornos de las bases laterales con efectos textiles en diferentes colores.

En resumen, la percha es una opción práctica y versátil si quieres que tu armario sea más funcional. Combínalo con otros accesorios organizadores como cajones extraíbles o bandejas organizadoras y aprovecha tu espacio hasta el último centímetro.

Si desea conocer más visite: ferreteriasindustriales.es